17 / septiembre / 2021 | 23:22 hrs.

Tu voto, tu destino (8)

Filiberto López Díaz

Martin Luther King: “Nada en el mundo es más peligroso que, la ignorancia sincera y la estupidez concienzuda”. Ella inició su promoción política, autodefiniéndose como “La Bernie Sanders queretana”, mote que súbitamente abandonó al percatarse que el único vínculo con el político norteamericano, era la edad. Su pseudo-campaña jamás logró tomar rumbo ni ritmo. Aún hoy en día, carece de un andamiaje fuerte y extenso del partido que dice representar, aunque es precisamente su partido, el que está más partido que nunca. Si en verdad, como dice y pregona a los cuatro vientos, su amor por Querétaro es casi i.n.c.o.n.m.e.n.s.u.r.a.b.l.e, lo único que puede hacer por él, es… ¡irse!, pues ya ha causado bastantes estragos con su vulgar nepotismo y enriquecimiento de dudosa procedencia. Cierto, el hecho de que siempre vaya detrás del inminente ganador, a lo mucho que puede aspirar, y esto para que en Palacio Nacional ya no sea una latosa molestia, es designarla en algún puesto burocrático de quinta; por eso habla precisamente a las espaldas de su contendiente, pues se encuentra en el lugar exacto; es decir, detrás, muy atrás de él. Acusa sin pruebas, denostó sin fundamento y eso que se dice respetuosa del Derecho, con el cual siempre lucró. 

Francis Fukuyama, prolífico y muy actual intelectual, escribió un libro que hace meditar desde el título: “Identidad. - La demanda de dignidad y las políticas de resentimiento”; obra que, a mi parecer y esto sin exagerar, resultó premonitoria para las elecciones en Querétaro, ya que éstas son y serán: Dignidad vs. Resentimiento y todos sabemos sobre quiénes escribo. Resulta difícil más no imposible el hecho de encontrar algunos sectores, grupos y partes sociales que emitirán su sufragio, basados en el conocimiento de los distintos proyectos políticos, pues en un 90% todos coinciden aun cuando ciertas personas exhalen exageraciones públicas para escudarse detrás de ellas y pretender esconder sus mediocres desempeños; en efecto, el voto va a ser a favor de la persona y no de las siglas que representa; se votará por el carisma, preparación, mente clara y definida en lo que deberá ser Querétaro para los próximos 25 años, por escribir lo menos.

Quienes conocen a esta… persona, no votarán por ella y aquellos que no la conocen e ignoran de su existencia, tampoco van votar por esta… persona. En efecto, todas las personas somos ignorantes, pero no todas ignoramos lo mismo. 
(Continuará) 

 

Especialista en Derecho del Trabajo, 
Certificado por el Notariado de la Unión Europea. 
[email protected]

Comentarios